Eduardo Olmedo Prado: “Claves del éxito para conformar un equipo de trabajo”

Claves para formar equipos de trabajo según Eduardo Olmedo Prado

Crear un buen ambiente laboral es esencial a la hora de armar equipos de trabajo, en especial en las etapas iniciales de un proyecto. El destacado empresario Eduardo Olmedo Prado ha tenido numerosas experiencias para reconocer el valor de este elemento. Y ha logrado conformar equipos sólidos en cada oportunidad.

A través de su experiencia, Eduardo Olmedo es el actual Director Ejecutivo de GeoRed y ViaSolution. Con sus años de experiencia, ha logrado identificar las claves para conformar un equipo de trabajo. No fue algo que planificó: tal como su carrera, fue enfrentándose a los desafíos y oportunidades que salieron en su camino. Lo que fortaleció su visión de los negocios y cómo lograr el mejor desempeño.

Cuando se comienza un emprendimiento o empresa, muchas veces hay otros elementos que se priorizan por decidir. El equipo humano es la columna vertebral de éstas, por lo que es vital no dejar en un segundo plano aquello que podría definir el éxito o fracaso de un negocio.

¿Por dónde empezar?

Aunque sus inicios estuvieron ligados a la Escuela Militar, Eduardo Olmedo Prado lleva largos años de trayectoria vinculado al área comercial de empresas y proyectos. En cada una de sus experiencias, ha logrado vencer los obstáculos y potenciar en lo que trabaja.

Actualmente lleva un tiempo liderando dos proyectos innovadores, en los que se ha tenido que enfrentar nuevamente a la importante tarea de formar, observar y mejorar al equipo de trabajo.

Una de las cosas que el empresario destaca, es la necesidad de expertise interdisciplinaria entre los miembros que conforman un grupo humano profesional: “Cuando hay capacidades similares, es redundar en lo mismo. Hay que buscar personas que sean diferentes, que tengan distintas ideas, estudios y competencias”, destaca.

Eduardo Olmedo Prado, equipos de trabajo
Eduardo Olmedo Prado

Reconocimiento de fortalezas

Junto a esto, es importante “Buscar la manera para extraer de cada persona su mayor fortaleza”. Este parece un aspecto básico, pero en muchos casos existen equipos con poca variedad de currículum o personalidad. Para poder buscar nuevas soluciones, hay que tener mentalidades diversas que puedan entregar las herramientas que tienen disponibles.

“Lo primero que hay que saber en cuanto a un equipo de trabajo, es que hay que poder unificar sus capacidades como piezas de un rompecabezas”.

─Eduardo Olmedo Prado.

Este puntapié inicial permitirá acercarse a hacer un análisis más completo cuando hay que enfrentar decisiones: sean oportunidades o amenazas. La visión de cada integrante del equipo debe ser integral e interdisciplinaria.

El factor humano según Eduardo Olmedo

Otro punto a tener en cuenta es el generar relaciones humanas de calidad dentro de los equipos. En otras palabras, el ambiente laboral. Poder tener profesionales con tareas definidas por área, y privilegiar la calidad de los mismos en vez de la cantidad.

Esto último, en muchos casos, genera roces profesionales. En su experiencia, hay que analizar a los candidatos para que puedan potenciarse entre sí y no competir.

Vínculos y forma de relacionarnos

En pocas palabras, “creo que la relación humana es el pilar para construir cualquier cosa: gobierno, empresa, familia, cualquier cosa”.

“Las relaciones humanas son el pilar de la vida. He observado que es importante escuchar todos los puntos de vista de quienes trabajan en un lugar, una empresa, y expresar esa oportunidad de que las ideas de todos son válidas y un aporte para el grupo”, comenta.

Preocuparse por las relaciones laborales es uno de los puntos que ha fortalecido la experiencia de Eduardo Olmedo Prado. Todo es un ciclo de trabajo, y cada una de sus partes debe estar en óptimas condiciones para funcionar.

Aprender a comunicarse y estar atento a los detalles

“Para mí cada conversación y reunión tiene importancia. Converso con los ejecutivos, con quien empaca las compras, incluso con el conductor del camión. Cada uno de ellos enfrenta problemáticas particulares, de las que yo no conozco el día a día. Escuchar sus perspectivas enriquece todo el proceso”.

En torno a lo que menciona antes, el experto se refiere a sus reuniones. En ellas busca escuchar las diversas posturas y tener soluciones o cursos de acción. Un equipo interdisciplinario como el que mencionaba, en un ambiente propicio, permite un óptimo funcionamiento.

El experto agrega que “Le doy mucha importancia a todo, cada detalle. A través de la comunicación se puede tener más información de lo que sucede tanto a nivel individual, como colectivo, lo que sucede en la empresa. Así también se puede observar si el equipo da los resultados que uno quiere”.

Fortalecerse para enfrentar una crisis

El escenario actual de cuarentena pone a prueba, en muchas ocasiones, al grupo humano de una institución o cualquier tipo de negocio. Además de tener conformado a un gran equipo de trabajo, hay que saber cómo liderar al mismo, para encontrar rumbo en momentos como el presente.

“Estamos hechos para comunicarnos, relacionarnos”, comenta. “Hoy todo es virtual, pero al estar en persona el escenario es muy distinto. Hay que buscar cómo generar cercanía y empatía en el equipo, que no sea individualista. Reforzar que somos parte de un colectivo”.

Eduardo Olmedo Prado

El empresario se refiere a este tiempo de distanciamiento social como “una cierta inmovilidad”. “He podido notar que el trabajo en línea es muy distinto al presencial. En especial para analizar y discutir un problema con los y las colegas”.

Frente a esto mismo, Eduardo Olmedo Prado refuerza el aprovechar las potencialidades de cada profesional para enfrentar el obstáculo. De hecho, el mismo escenario de crisis es una gran prueba para revisar si el equipo de trabajo conformado es sólido o tiene debilidades.

Otra clave según Eduardo Olmedo

Ésta sería: observar a quienes trabajamos en escenarios de crisis, sin duda nos da luces de qué decisiones tomar en cuanto a cómo conformar el grupo humano en un emprendimiento u otro tipo de organización.

“No hay una fórmula inequívoca, pero sí hay que estar atento a los detalles, a los comportamientos y desempeños. Y, lamentablemente, es importante tener la mente en frío para tomar las decisiones que beneficien a la institución”, agrega.

Finalmente, Eduardo Olmedo refuerza que “Me he dado cuenta de cómo, a partir de problemáticas, uno logra una mejor visión del equipo que se tiene, y qué es lo que sobra o lo que falta”. Siempre con el horizonte de optimizar el trabajo y mantener el mejor ambiente laboral, para que todos los miembros vayan en una misma dirección.

Compartir:

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.